agregar a favoritos recomendar a un amigo Hazte Fan En Facebook Argentina Brasil Chile España Uruguay
ampliar Imagenes

Alergias a la coloración

-+
La mayoría de las mujeres y un porcentaje menor de hombres se tiñe el cabello varias veces en el año, pero no todos conocen que existen algunas alergias cutáneas a los tintes en determinados tipos de piel. Para evitar posibles reacciones los especialistas recomiendan realizar un test previo y además, no abusar del uso. Los tintes sintéticos permanentes, los más utilizados, tienen una alta concentración de productos oxidantes como peróxido de hidrógeno y amoníaco que pueden dañar el tallo del pelo, pero también la piel. En la piel pueden ocasionar dos tipos de reacciones: una irritativa que se manifiesta con piel roja y picor o una alergia más severa, sobre todo en el caso de los tintes que llevan parafenilendiamina, provocando eccemas, ampollas e incluso hinchar los párpados o los ojos. Cuando no se está seguro si uno es alérgico, es necesario hacer una prueba, pero hay que tener en cuenta que una persona puede no tener una reacción alérgica durante años y aparecerle de un día para el otro. Los dermatólogos sostienen que en cueros cabelludos sensibles los productos químicos de los tintes pueden desencadenar una dermatitis irritativa con la consiguiente aparición de una descamación. Además, en los casos de dermatitis de contacto alérgica leve puede observarse un eritema en el cuero cabelludo, seguido de descamación, más apreciable en los momentos de contacto con la sustancia.
En general se suele recomendar los tintes semipermanentes-temporales preferiblemente, con escaso contenido en agentes oxidantes, acompañados de productos hidratantes y el uso con precaución de secadores y planchas, para mantener la salud y belleza del cabello. Utilizar tintes capilares no es perjudicial para la salud siempre que se haga de forma adecuada y usando los productos idóneos, señalan los médicos especialistas. Los tintes capilares son una de las categorías de productos de consumo más estudiados y su inocuidad está garantizada por una profunda investigación científica. No es que los tintes tengan efectos secundarios, sino que, como sucede con cualquier otro producto, puede haber alguna persona que experimente una reacción alérgica. Para detectar ese riesgo, en Europa se ha establecido el test previo a la coloración 48 horas antes de teñirse, una recomendación que debe seguirse tanto si nos teñimos en casa como en la peluquería.



Fuente: Estilo Profesional