agregar a favoritos recomendar a un amigo Hazte Fan En Facebook Argentina Brasil Chile España Uruguay
Maquillaje Permanente
Maquillaje Permanente
ampliar Imagenes

Maquillaje permanente

-+

Una nueva moda que está apareciendo alrededor del mundo es la micropigmentación, definida técnicamente como la implantación de pigmentos específicos a nivel epidérmico de forma totalmente inocua e indolora y con absoluta garantía de higiene. Más conocida como maquillaje permanente, esta técnica que permite estar las 24 hs maquillada, de manera similar a cómo se realiza un tatuaje, introduce los pigmentos del color requerido con una aguja muy fina en la zona deseada. La diferencia, es que éstos están en un nivel más superficial y suelen durar menos, entre 2 y 4 años, según el tipo de piel y cosméticos que se utilicen, por lo que al cabo de ese tiempo debe realizarse un retoque. La micropigmentación puede hacerse en cejas, párpados y labios, y es muy útil para disimular cicatrices.

Objetivos

Este tratamiento “estrella” de los centros de belleza hace que los rasgos faciales se vean más perfectos y atractivos. El objetivo puede ser en labios: corregir pequeñas imperfecciones o asimetrías; embellecer y perfeccionar el dibujo de los labios; aumentar el contorno labial; corregir labios con surcos peribucales (arrugas en el labio). En cejas: por medio del maquillaje permanente se puede dar forma a las cejas, camuflar unas cejas poco pobladas, hacerlas más alargadas. Antes de realizar un tratamiento de micropigmentación, se asesora a la paciente para establecer la forma más favorecedora. Por medio de unas plantillas especiales se puede ver como le quedaría determinado modelo de ceja. Utilizando el sistema de pelo a pelo (sin trazos grandes) evitamos el efecto de “cejas pintadas”. Hay que buscar siempre la naturalidad: tonalidades delicadas y formas no demasiado exageradas. El color se buscará de entre la gama que armonice con nuestro rostro, teniendo en cuenta: color del cabello, densidad de las cejas, tono de piel, color del iris. En la sesión de retoque, a los 30 días, se podrá rectificar el diseño dando lugar al definitivo. En la micropigmentación de párpados el objetivo es lograr una mirada más expresiva, con más vida y simular un mayor volumen de pestañas. El efecto de “espesamiento” de pestañas conforma un ojo más ovalado. Para este tratamiento se eligen siempre tonos naturales: negro, marrones o verde oliva. 

Otras aplicaciones
La micropigmentación tiene también otras utilidades fuera del embellecimiento de rostros. Conocidas como “aplicaciones paramédicas” se pueden nombrar las más relevantes. Areolas mamarias: se pueden practicar reconstrucciones (cuando la areola ha desaparecido a causa de una mastectomía debida a un cáncer de mama), o camuflaje de cicatrices periareolares (producidas por cirugías de aumento o disminución de busto). Cicatrices: cuando la diferencia de color entre la cicatriz y la piel es muy grande. Piel quemada: se aplica en importantes hospitales por los beneficios psicológicos que aporta a los pacientes. Vitiligo: se trata de camuflar la zona igualando el color de la parte despigmentada con el de la piel sana. Alopecias incipientes: la “repoblación capilar óptica” permite disimular aquellas zonas del cuero cabelludo donde existe alguna cicatriz o calvicie incipiente.
Las ventajas de la micropigmentación son claras: permite lucirse sin que el agua, el vapor, o el sudor corran el maquillaje; ofrece beneficios psicológicos ya que corregir las imperfecciones les permite a las personas sentirse mejor con ellas mismas y ayuda a disimular los efectos del tiempo. Las contras: requiere un mantenimiento; no se puede realizar sobre pecas, verrugas, o lunares ni  sobre pacientes alérgicos, o con enfermedades importantes como hepatitis o HIV, tampoco durante el embarazo, tratamientos con anticoagulantes, quimioterapia o diabetes descompensada; luego de realizado el tratamiento aparece una inflamación provocada por la penetración repetida de la aguja, así como una pequeña costra durante el período de cicatrización y luego de la micropigmentación no se puede exponer al sol. Como siempre recordamos es esencial acudir al médico para saber si el tratamiento es aplicable en cada caso en particular.