agregar a favoritos recomendar a un amigo Hazte Fan En Facebook Argentina Brasil Chile España Uruguay
Salón de peluquería
Salón de peluquería
ampliar Imagenes

Tips para promocionar el salón y ganar clientes

-+

En la industria de la peluquería la temporada de verano es ideal para atraer nuevos clientes y mantener a los fieles seguidores. Algunas de las ideas que los especialistas en marketing sugieren pueden probarse y planificarse en este período, antes que comiencen los avatares y compromisos del año.

Dentro del salón
Adelantarse a una posible venta, enfatizando los beneficios de un producto o un servicio que el cliente está pensando en probar, es ser proactivo. Utilizar descuentos y vouchers como señuelo, es otra alternativa. La gente en general se siente intrigada y obligada a aprovecharlos cuando los reciben. Se pueden realizar vales de bienvenida al salón o “dinero de salón” que pueden ser canjeados por descuentos en servicios de la peluquería. Esta técnica resulta especialmente efectiva porque hemos aprendido desde nuestra infancia que nunca se debe tirar el dinero.

Otra forma para captar clientes es crear una nueva manera de presentarse ante ellos. Ayuda a un reconocimiento inmediato y a una larga recordación. Una frase, una palabra, una rima graciosa, puede marcar el principio de una extensa relación comercial. En esto juega un rol preponderante la carga emocional, por lo que resulta siempre beneficioso recibir al cliente con alguna interesante noticia o comentario que los pueda atrapar y hacerlos sentir conectados. Además, si se ganaron premios en la carrera profesional, es un gran atractivo exhibirlos o mostrar los diplomas de los campeonatos en los que se participó.

Puertas afuera
Cuando se crea un aviso publicitario o alguna comunicación hacia el cliente, asegurarse de recordarle que se es el mejor en el negocio, o que se tiene el mejor talento en algun área del mismo. Se deben destacar siempre las fortalezas del salón y de sus representantes en las charlas cotidianas con los clientes. Lo que el estilista le ofrece es lo que el cliente obtendrá finalmente en su trabajo terminado. No hay que sentirse inseguro o tímido a la hora de hablar de las cualidades propias, eso ayudará a crear mayor confianza y satisfacción.

Desarrollar un grupo creativo de trabajo, pujante, con talentos e inquietudes, permite mejorar el negocio y debatir ideas de cómo perfeccionarse cada día y exceder las expectativas de los clientes. Permitir a un estudiante destacado de una escuela de peluquería hacer una pasantía en el salón también ayuda a generar visiones más amplias e innovadoras del servicio que se le pueda brindar. En cuanto al marketing directo, se pueden realizar carteles con ofertas especiales que se colocan en la puerta o vidriera del salón, para atraer a los transeúntes. Publicar avisos publicitarios, gacetillas de novedades y publinotas es otra opción. Estas últimas son artículos de un tema específico que avala y acompaña la difusión de una firma o institución.

Una cuestión vital es hacer que el cliente encuentre fácil la búsqueda o comunicación con el salón. En los avisos publicitarios debe destacarse el número de teléfono, no sirve de nada de ponerlo en letras pequeñas que no se llegan a leer. Además, diseñar una página web con la información necesaria para que el posible interesado se pueda conectar de una forma fácil y directa, y que no le resulte difícil encontrar el nombre del salón en un buscador de internet. El boca en boca es otra regla que no suele fallar a la hora de promocionar un profesional o salón. Incluso si el propio estilista afirma esto a sus clientes, ellos mismos terminarán ayudándolo a esparcir la palabra si se encuentran conformes con el trabajo realizado.

El canje de servicios por publicidad muchas veces ayuda a tener una mayor difusión en los medios. Y no debe olvidarse que una publicidad para que realmente funcione tiene que haber sido vista entre 7 y 10 veces, antes de que el cliente decida actuar. Ser paciente ayuda a aumentar las ventas del negocio.

Participar en desfiles o convertirse en sponsor de algún evento permite hacer circular el nombre del salón por diferentes ámbitos, para que con el tiempo cobre renombre. Llevar las tarjetas profesionales a todos lados es esencial. Deben entregarse a cualquier persona con la que el estilista entabla conversación. Dar 5 tarjetas por día laboral consigue en un mes haber entregado alrededor de 100 tarjetas en manos de potenciales nuevos clientes. En un año son alrededor de 1200 oportunidades de negocio. Si cada uno de los integrantes del equipo creativo del salón realiza esta misma acción, el efecto se verá multiplicado en cifras realmente interesantes. Por último, no dejar de estar al tanto de las últimas noticias de la industria de la belleza. Estar siempre un paso adelante de la competencia sirve para preveer, planificar e incluso innovar antes que el resto.



Fuente: Revista Estilo Profesional
Web: www.estiloprofesional.net